El tónico facial es uno de los productos que se viene usando por las chicas en sus rutinas habituales de belleza. Sin embargo, muchas aún no están familiarizadas con este líquido que debería ser el paso número dos al momento de cuidar la piel. 

La cantidad de beneficios para el cuidado y mejoramiento de la salud cutánea es innumerable, por lo cual debe ser parte de toda rutina de belleza durante cada día. Los tónicos faciales no son más que una sustancia que surge como resultado de la combinación de elementos químicos que modifican el Ph de la piel y por ende alteran el aspecto de esta.

Tónico facial

Antes de habituarnos al uso de ese maravilloso producto, es de vital importancia conocer a profundidad todos los detalles relacionados con este para que podamos dar el uso adecuado.

Beneficios del Tónico Facial

Existen muchos tipos de tónicos faciales, por lo cual los beneficios que estos ofrecen varían en dependencia del que nos disponemos a utilizar. A nivel general estos ofrecen ventajas como: 

  • Los que están elaborados especialmente para pieles grasas disminuyen la producción excesiva de sebo y cierran los poros para que la apariencia brillosa desaparezca.
  • Para las pieles sensibles es un excelente aliado a la hora de eliminar el enrojecimiento.
  • Rejuvenece los tejidos estimulando la renovación celular y eliminación de células muertas.
  • Tiene efecto tonificador, es decir que favorece la circulación sanguínea.
  • Refrescan la piel.
  • Es un perfecto hidratante lo que resulta ser muy bueno para las pieles resecas.
  • Prepara la piel estabilizando el ph para la aplicación de productos posteriores como el maquillaje.

¿En que paso incorporar el tónico a la rutina de belleza?

Si te has convencido de usar un tónico facial para dar los cuidados adecuados a tu rostro, lo primero a tener en cuenta es en qué orden debe ser aplicado. Lo más recomendado es aplicarlo justo después de hacer el proceso acostumbrado de desmaquillaje y limpieza con el agua micelar. 

También puede ser aplicado durante el día, encima del maquillaje para refrescar la piel y eliminar el brillo causado por la grasa con un spray.

¿Cómo Aplicarlo?

La mayoría viene en una presentación de spray por lo que basta con acercarlo al rostro y rociar el líquido alrededor de este. Aquellos que no vienen en este cómodo envase requieren de una aplicación con discos de algodón en pequeños toques por toda la piel.

Recuerda que debes dejar que seque antes de aplicar cualquier otro producto.